Home  >  Español  >  Discriminación Laboral, Acoso Sexual y Represalias

Abogados en Discriminación Laboral, Acoso Sexual y Represalias en Texas

Una variedad de Leyes estatales y federales protegen a los empleados contra la discriminación en el lugar de trabajo. Muchas de estas leyes requieren que un empleado presente un reclamo dentro de 180 días seguidos a la violación. Por lo tanto, si usted es la víctima de Discriminación Laboral, debería contratar a un abogado de inmediato. Los casos de discriminación ilegal ocurren a menudo durante el proceso de contratación, disciplina, promoción o terminación. Los empleadores que discriminan ilegalmente a empleados o solicitantes de empleo pueden ser responsables por salarios perdidos, daños compensatorios, daños punitivos y honorarios de abogados. La firma de abogados Leichter Law Firm PC representa clientes en las siguientes áreas:

  • Discriminación basada en raza, color, religión, sexo o origen nacional
  • Discriminación por Discapacidad
  • Discriminación por edad
  • Discriminación por Embarazo
  • Acoso sexual

Discriminación basada en raza, color, religión, sexo u origen nacional:

El Título VII de la Ley de Derechos Civiles de 1964 (Título VII) hace que sea ilegal discriminar a alguien por raza, color, religión, sexo u origen nacional. La discriminación implica tratar a alguien (un solicitante o empleado) desfavorablemente porque es de cierta raza, color, religión, sexo u origen nacional. La discriminación puede ocurrir cuando la víctima y la persona que infligió la discriminación son de la misma raza o color.

La ley prohíbe la discriminación cuando se trata de cualquier aspecto de empleo, incluyendo contratación, despido, pago, asignaciones de trabajo, promociones, terminación, capacitación, beneficios complementarios y cualquier otro término o condición de empleo.

Es ilegal acosar a una persona debido a su raza, color, religión, sexo u origen nacional de tal persona. El acoso puede incluir, por ejemplo, insultos, observaciones ofensivas o despectivas, o la exhibición de símbolos ofensivos. Apesar de que la ley no prohíbe bromas simples, comentarios o incidentes que no son muy graves, el acoso es ilegal cuando es tan frecuente o severo que crea un ambiente de trabajo hostil y ofensivo o cuando resulta en una decisión adversa de empleo (tal como despedir o degradar a la víctima).

El acosador puede ser el supervisor de la víctima, un supervisor en otra área, un compañero de trabajo o alguien que no es empleado del empleador, como un cliente.

Discriminación por Discapacidad:

La discriminación por discapacidad ocurre cuando un empleador u otra entidad cubierta por la Ley de Americanos con Discapacidades, ya modificada, o la Ley de Rehabilitación, ya modificada, trata a una persona calificada con discapacidad, empleado o solicitante, desfavorablemente porque tiene una discapacidad.

La discriminación por discapacidad también ocurre cuando un empleador u otra entidad legal trata a un solicitante o empleado de una manera menos favorable porque tiene antecedentes de una discapacidad (como un cáncer controlado o en remisión) o porque se cree que tiene un impedimento físico o mental que no es transitorio (que dure seis meses o menos) ni menor (incluso si no tiene tal impedimento).

La ley requiere que un empleador proporcione una acomodación razonable a un empleado o solicitante de empleo con una discapacidad, a menos que esto cause una dificultad o gasto significativo para el empleador (“dificultad excesiva”).

Una persona puede demostrar que tiene una discapacidad en una de tres maneras:

  • Una persona puede ser discapacitada si tiene una condición física o mental que limita sustancialmente una actividad importante de la vida (como caminar, hablar, ver, oír o aprender).
  • Una persona puede ser discapacitada si tiene antecedentes de una discapacidad (como un cáncer que está en remisión).
  • Una persona puede ser discapacitada si se cree que tiene un impedimento físico o mental que no es transitorio ni menor.

Discriminación por edad:

La discriminación por edad implica tratar a un solicitante o empleado en una manera menos favorable debido a su edad. El Acta de Discriminación por Edad en el Empleo (ADEA) prohíbe la discriminación en contra de personas mayores de 40 años.

La ley prohíbe la discriminación cuando se trata de cualquier aspecto del empleo, incluyendo la contratación, despido, pago, asignaciones de trabajo, promociones, terminación, capacitación, beneficios complementarios y cualquier otro término o condición de empleo.

Es ilegal acosar a una persona por su edad. El acoso puede incluir, por ejemplo, comentarios ofensivos sobre la edad de una persona. Apesar de que la ley no prohíbe bromas simples, comentarios o incidentes que no son muy graves, el acoso es ilegal cuando es tan frecuente o severo que crea un ambiente de trabajo hostil y ofensivo o cuando resulta en una decisión adversa de empleo (tal como despedir o degradar a la víctima).

El acosador puede ser el supervisor de la víctima, un supervisor en otra área, un compañero de trabajo o alguien que no es empleado del empleador, como un cliente.

Discriminación por Embarazo:

La discriminación del embarazo implica tratar a una mujer (solicitante o empleada) desfavorablemente debido a un embarazo, parto o una condición médica relacionada con el embarazo o el parto.

La Ley de Discriminación del Embarazo (PDA) prohíbe la discriminación basada en el embarazo cuando se trata de cualquier aspecto del empleo, incluyendo la contratación, despido, pago, asignaciones de trabajo, promociones, terminación, capacitación, o condición de empleo.

Si una mujer está temporalmente incapaz de desempeñar su trabajo por una condición médica relacionada con el embarazo o el parto, el empleador u otra entidad cubierta debe tratarla de la misma manera que trata a cualquier otro empleado con discapacidad temporal. Por ejemplo, es posible que el empleador tenga que proveer trabajos ligeros, asignaciones alternativas, permisos de incapacidad o ausencia no pagada a empleadas embarazadas si lo hace también para otros empleados que son temporalmente incapacitados.

Es ilegal acosar a una mujer debido a un embarazo, parto o una condición médica relacionada con el embarazo o el parto. El acoso es ilegal cuando es tan frecuente o severo que crea un ambiente de trabajo hostil y ofensivo o cuando resulta en una decisión adversa de empleo (como despedir o degradar a la víctima). El acosador puede ser el supervisor de la víctima, un supervisor en otra área, un compañero de trabajo o alguien que no es empleado del empleador, como un cliente.

Las empleadas embarazadas pueden tener derechos adicionales bajo la Ley de Ausencia Familiar y Médica (FMLA, por sus siglas en inglés)

Acoso sexual:

Es ilegal acosar a una persona (solicitante o empleado) debido al sexo de esa persona. El acoso puede incluir “acoso sexual” o avances sexuales no deseados, peticiones de favores sexuales y otro acoso verbal o físico de naturaleza sexual.

El acoso no tiene que ser de naturaleza sexual, sin embargo, puede incluir comentarios ofensivos sobre el sexo de una persona. Por ejemplo, es ilegal acosar a una mujer haciendo comentarios ofensivos sobre las mujeres en general.

La víctima tanto como el acosador puede ser una mujer o un hombre, y la víctima y el acosador pueden ser del mismo sexo.

A pesar de que la ley no prohíbe bromas simples, comentarios o incidentes que no son muy graves, el acoso es ilegal cuando es tan frecuente o severo que crea un ambiente de trabajo hostil y ofensivo o cuando resulta en una decisión adversa de empleo (como despedir or degradar a la víctima).

El acosador puede ser el supervisor de la víctima, un supervisor en otra área, un compañero de trabajo o alguien que no es empleado del empleador, como un cliente.

Represalias:

Un empleador no puede despedir, degradar, acosar o de otra manera “tomar represalias” contra un individuo por hacer un reclamo por salarios de horas extras no pagadas o por presentar un cargo de discriminación, ni participar en un procedimiento de discriminación o de otra manera oponerse a la discriminación. Las mismas leyes que prohíben la discriminación basada en raza, color, sexo, religión, nacionalidad, edad y discapacidad, así como las diferencias salariales entre hombres y mujeres que realizan un trabajo sustancialmente igual, también prohíben las represalias en contra de personas que se oponen a la discriminación ilegal o que participan en un procedimiento de discriminación laboral.

Además, otras leyes como la Ley de Estadounidenses con Discapacidades (ADA) y la Ley de Ausencia Familiar y Médica (FMLA) protegen a los individuos de la coerción, intimidación, amenaza, el acoso o interferencia en ejercer sus propios derechos o su deseo de ejercer los derechos de alguien mas concedidos por esas leyes.

Además, es ilegal que un empleador tome represalias contra un empleado por presentar una demanda de compensación a los trabajadores, o por negarse a realizar un acto ilegal, o por reportar actividades ilegales como denunciante. Muchas otras leyes protegen a los empleados contra represalias. Los empleadores que ilegalmente tomen represalias contra un empleado pueden ser responsables por salarios perdidos, daños compensatorios, daños punitivos y honorarios de abogados.

Póngase en contacto con un abogado de discriminación Laboral

Si usted ha sido víctima de cualquier forma de discriminación laboral, sus derechos han sido violados. Los abogados de empleo de Texas en Leichter Law Firm PC pueden ayudarle a exponer la discriminación que ha enfrentado. Llame al (956) 205-0884 para obtener más información.

Qué esperar cuando se presenta una demanda de discriminación

Si una persona cree que ha sido discriminada en su lugar de trabajo, tiene todo el derecho de presentar una queja oficial y comenzar el proceso de litigio. Para recibir protección de las leyes regidas por la Comisión para la Igualdad de Oportunidades de Empleo, una persona debe primeramente presentar un cargo de discriminación con la EEOC dentro de los 180 días posteriores al incidente. Esta petición notificará a la EEOC la preocupación por la discriminación de la persona y lanzará una investigación oficial contra el empleador.

Si no se detecta ninguna violación durante la investigación, se le otorgará al peticionario un Aviso de derecho a presentar una demanda. Esta notificación expresa que la EEOC no encontró ninguna violación distinta, pero el peticionario todavía puede presentar una demanda contra su empleador bajo su propio costo y sin el apoyo explícito de la EEOC. Después de que se dé el Aviso de Derecho a la Demanda, la EEOC desestimará el caso de su expediente.

Si se encuentra una violación durante la investigación de la EEOC, intentará llegar a un acuerdo con el empleador que satisfaga a todas las partes. Si no se logra un arreglo amistoso, el personal jurídico de la EEOC y, en algunos casos, el Departamento de Justicia, decidirán si emprender una demanda contra el empleador. Si la EEOC decide no perseguir un litigio, se le concederá al peticionario la Notificación de derecho a presentar una demanda y podrán optar por continuar con el caso a sus expensas.

En muchos casos, la EEOC puede pedir que un peticionario que busque mediación como una solución alternativa de disputas antes de que se inicie una investigación. La EEOC no podrá decidir seguir con todos los casos que se le presenten, pero eso no significa que el peticionario no tenga una demanda válida de discriminación. Lo mejor es consultar con un abogado laboral acerca de su caso para que pueda ser plenamente informado de sus opciones legales. Contacte a Leichter Law Firm PC al (956) 205-0884 para obtener más información.